domingo, 12 de abril de 2009

¿Cómo describir lo que siento?

¿Cómo describir lo que siento?

Es... todo tan complicado. 

Sin saber si es rencor, si es odio o si realmente es amor.

Volver a sentir la falta de aire, el temblor de piernas y la desaparición del mundo exterior cuando le miro a los ojos. Y después, ver cómo la coge de la mano, la abraza y la habla en susurros, ahí, en un lado, aparte de los demás mientras echo una mirada fugaz por el rabillo del ojo y callo. Ignoro a las personas que se ríen a mi alrededor. Mis ojos están fijos en la nada. Ni siquiera soy consciente de lo que pienso. 
Entonces soy incapaz de mirarle a la cara, de decirle cualquier cosa, porque por tonta, débil e infantil, me he puesto a llorar casi delante de sus narices. 
Intento hacer como si nada, pero no es fácil evadirse.
Intento seguir las bromas de los demás, y reírme con ellos... y al menos algo consiguen.

Aunque pasan algunos días, sigue costándome mirarle a la cara y hablarle como antes. En cambio él, simpático y amable de los que no hay, se acerca a mí y en un descuido tanto mío como de mi móvil, se acerca más y pulso el botón... Acompañada de un latido interior y de una herida aún infectada nos hicimos la primera foto de nosotros dos solos. Y no en el mejor momento.


No, a pesar de todo, no la odio, ni la envidio y tampoco la guardo rencor. Es más, tengo que agradecerla muchas cosas =).


2 comentarios:

Hoshi dijo...

Hay veces que no sabemos lo que sentimos. Es difícil, pero no debes dejarte arrastrar por la marea de los oscuros sentimientos. Intenta comportarte como antes, o simplemente haz lo que te parezca. El tiempo dirá lo que realmente pasa.

Anónimo dijo...

Vaya...

Que blog tan bonito... de verdad : )

Veo que en este blog existen momentos y sentimientos muy profundos que quedarán plasmados para siempre, y de los cuales, aún con el paso del tiempo, sólo tú podrás recordar el verdadero significado de aquellas cosas, que con palabras, no pudiste expresar.

No conocía su existencia. Quizás porque no debía conocer su existencia.

Lo siento, no volveré a visitarlo sin tu permiso.


Quisiera destacar una de tus entradas:

24 de Septiembre de 2008: "Por mis amigos reales, por aquellos a los que tengo tantas cosas que agradecer."

Y aunque no tenga un blog, quisiera dedicar una entrada:

21 de Abril de 2009: Por mis amigos que siento tan lejanos e irreales, a lo mejor nunca los llegaré a conocer, pero sin embargo tengo mucho más que agradecer... que a mis propios amigos reales.



Espero que este blog continúe plasmando, pase lo que pase, aquellos sentimientos, muchos y mejores momentos, que sólo el tiempo podrá desvelar.



Buenas noches y dulces sueños.

·= : ) =·